• reparlux

Consejos de fontanería para ahorrar agua en la cocina


En lo que respecta al suministro de agua, se debe tener en cuenta lo siguiente:

- La derivación a la cocina de los conductos de agua debe ser independiente y ha de tener una llave de corte, tanto para agua fría como para agua caliente. Asimismo, los fregaderos, pilas, lavadora y lavavajillas, deben llevar una llave de corte individual. - Las tuberías deben ir por debajo de canalizaciones o elementos que contengan dispositivos eléctricos o electrónicos, así como de redes de telecomunicaciones, guardando una distancia en paralelo de al menos 30 cm. Con respecto a las conducciones de gas se guardará al menos una distancia de 3 cm. Es recomendable que las tuberías sean vistas o registrables para poder observar su estado de conservación. Para el ahorro de agua, es aconsejable tener en cuenta los siguientes aspectos: - Es conveniente que los fregaderos estén provistos de grifería monomando, pues garantiza la supresión de fugas y goteos. Además, permite regular el caudal y la temperatura rápidamente; ello conlleva ahorros en el gasto de agua respecto a la regulación con un grifo de llaves independientes para agua fría y caliente. - Es recomendable que la grifería disponga de dispositivos de ahorro de agua como los aireadores o perlizadores que ahorran de entre el 40 y el 70 % de agua. - La grifería monomando puede contar también con un dispositivo de apertura en dos fases, el cual dispone de un tope intermedio en el recorrido de apertura de la palanca, de tal forma que se suministra un caudal inferior al máximo. El caudal máximo sólo se obtiene si, a continuación, se realiza una ligera presión para abrir el grifo completamente. Además, para el ahorro de energía, esta grifería monomando puede contar con apertura en frío. El sistema de apertura en frío proporciona agua fría cuando la palanca está en la posición central, de manera que se evita el consumo de energía que realizan los grifos monomando convencionales al mezclar agua fría y caliente al 50% en esa posición. En lo que respecta a la evacuación de aguas: - La instalación debe disponer de cierres hidráulicos que impidan el paso del aire contenido en ella a la cocina o lavadero. El desagüe de fregaderos, lavaderos y aparatos de bombeo (lavadoras y lavavajillas) debe hacerse con sifón individual. - El trazado de las tuberías (distancias y pendientes) y su diámetro debe facilitar la evacuación de los residuos, ser autolimpiables y evitar la retención de aguas en su interior. Además, las redes de tuberías deben situarse de forma que sean accesibles para su mantenimiento y reparación. - La instalación de evacuación debe disponer de sistemas de ventilación adecuados que permitan el funcionamiento de los cierres hidráulicos y la evacuación de gases. - Es aconsejable que las tuberías de evacuación de aguas pluviales y residuales estén separadas para facilitar la reutilización de las aguas depuradas. Las aguas grises (aguas procedentes de duchas, lavabos, etc., que no han entrado en contacto con los residuos del inodoro), pueden ser reutilizadas tras su depuración.

#fontaneria #hogar #consumo

© 2020 Reparlux Services SL CIF: B87142329 c/Santander 6,28931

electricistas madrid, electricistas apiem, electricistas urgentes, boletines electricos